Metodología BIM

¿Qué razones impulsan a Ingho a usar BIM en los proyectos?

La metodología BIM permite una mejor comprensión del proyecto en su globalidad, facilitando la comunicación entre todos los profesionales que trabajan en el diseño gracias a su visualización en 3D. El intercambio de datos en 2 y 3 dimensiones permite acceder a un nivel de detalle que permite identificar potenciales problemas en el diseño conceptual y de detalle. En un mismo documento de trabajo se integran constructores, propiedad, arquitectos e ingenerías, de forma que todos compartes una misma visión del proyecto en tiempo real.

Una vez que el edificio y sus instalaciones esta incluido en el modelo BIM, la generación de todos los planos del proyecto es automática, las modificaciones se realizan sobre un único documento, y todas las modificaciones se reflejarán automáticamente en los planos de planta, alzado, secciones, detalles, … Esto permite ahorrar tiempo y recursos en las modificaciones que son necesarias hacer durante la redacción de un proyecto. El disponer de un único documento de trabajo para la definición del edificio y sus instalaciones permite también la integración con la definición de a mediciones y presupuestos.

Durante la fase de construcción del edificio, la metodología BIM permite la simulación en la construcción del edificio, lo que permite detectar interferencias, colisiones e incoherencias. Algunos ejemplos claros sobre este tipo de incoherencias pueden encontrarse en cruces entre la red de climatización y los pilares, pueden encontrarse que el espacio requerido por los conductos de climatización o las bandejas de comunicaciones no tienen hueco suficiente en el falso techo, etc. Este metodología reduce la cantidad de cambios necesarios sobre el proyecto de ejecución tras construir el edificio, además del tiempo necesario por parte de la dirección de obra para realizar los cambios necesarios durante la ejecución. También reduce los errores en los que se pueden incurrir por tener que tomar decisiones precipitadas en obra, BIM reduce la probabilidad de tener que realizar modificaciones porque la definición es absoluta.

BIM es la metodología del futuro para el desarrollo de proyectos, la tendencia del sector se dirige hacia el crecimiento en su uso, la incorporación de nuevas plataformas que complementarán las funcionalidades y la integración e los fabricantes de equipos que incorporan sus modelos de equipos en BIM.